Bhakti Yoga: El amor como redención espiritual

Hay un camino para alcanzar el estado de Yoga que está prescrito por el amor. Muchos practicantes del mundo lo han elegido como el medio más llameante y más cercano a su corazón de devoto. Llamado Bhakti Yoga (“Yoga del Amor” o “Yoga de la Devoción”), este sendero busca fervientemente la unión con la divinidad o la Consciencia Superior a través del sentimiento más anhelado por la humanidad: El amor y la devoción.

El Bhakti Yoga se moviliza a través del poder emocional del devoto. Este quiere adorar a la divinidad con su existencia misma, demostrando que su mayor ansia es fundirse con ella. Mediante el canto de mantras (cantos sagrados), la meditación, el servicio, el culto y la rendición a Dios, estos practicantes encuentran redención en el camino del Yoga para enfrentar los altibajos de la vida.

Este tipo de Yoga es dualista. El Bhakti ve a la divinidad como algo por alcanzar y como un objetivo para gozar de la unión con el todo. Existe el creyente y la Consciencia Superior. No hay un reconocimiento de que Dios o la figura de adoración residan dentro del alma; por eso la divinidad se convierte en un fin mismo en el corazón del practicante.

Al transitar este sendero, los devotos (como se llaman a sí mismos y como son reconocidos) no concentran toda su energía en la práctica de posturas físicas, sino que se desarrollan en la práctica de la devoción. Reúnen su amor absoluto para entregarlo a la divinidad y entregarse a sus palabras sagradas como una ofrenda a su existencia y a la presencia de Dios.

Los nueve principios del Bhakti

Bhakti Yoga

Celebración de Kartika Purnima en el Bhaktivedanta Ashram

Sravana

Este principio consistirá en la escucha de las poemas o historias heroicas de Dios que se encuentran en los textos sagrados o tradicionales de la filosofía yóguica.

Sravana se realiza en comunidad, escuchando las palabras sagradas a través de un Gurú o Maestro, y acompañado de otros devotos que quieran escuchar y reforzar las cualidades de Dios.

Kirtana

La acción de cantar a la divinidad será un momento devocional para el Bhakti. Ofrendando la música a la Consciencia Superior, se entablará una comunicación especial con Dios a través del arte y la comunidad de devotos.

Smarana

Recordar a Dios en todo momento será la finalidad de este principio. Tener la consciencia de que está presente en cada segundo, en cada respiro, en cada acción.

Padasevana

Cuando realizamos actos de servicio y atención al indefenso, el amor se manifiesta a través de nuestras acciones. El servicio será un principio del practicante Bhakti.

Archana

En este principio, se le da a Dios una figura mental y/o física para adorarlo. Mediante un objeto, toda la  energía de devoción del devoto se dirige hacia él para purificar el corazón.

Varsana

La oración y postración a la divinidad será una cualidad del Bhakti; a través de la rendición encontrará el amor de Dios.

Dasya

El practicante de Bhakti Yoga, en este principio, se considera a sí mismo como un siervo de Dios. Sigue todas sus escrituras al pie de la letra y vive de acuerdo a su palabra sagrada.

Sakha Bhava

A través de este principio, el Bhakti se relaciona con Dios como si fuera un ser de la familia.

Atma Nivedana

Consistirá en la entrega final; en cualquier circunstancia y en cualquier momento. La rendición a Dios como el que dirige nuestra vida, la naturaleza y el ritmo del universo. La entrega absoluta a su voluntad.

La devoción como «estado de Yoga»

yoga publico

Hemos visto cómo este sendero abre las puertas a la conexión con la divinidad y cómo desde sus inicios se sustenta la comunidad de practicantes a lo largo del tiempo. Este camino no es sólo visto en el hinduismo, sino en las corrientes actuales para transitar el camino del Yoga.

El Bhakti es un adorador de Dios y su fin último es adorarlo por el resto de sus días. La figura de la divinidad sostiene la esencia de su práctica; la presencia de Dios en sus prácticas espirituales es indiscutible e ineludible. No se centran en la individualidad, sino que se ve a esa Consciencia Superior como el único móvil para alcanzar el estado absorción y unidad con el Absoluto.

Actualmente podremos observar a los devotos en los templos Hare Krsna de todas las ciudades del mundo. Estos practicantes eligen existir desde la consciencia de Dios, y mediante su entrega absoluta a esta figura, pueden experimentar la realización espiritual así como lograr la dirección de la mente hacia la trascendencia del ser.